Si quieres un cutis más brillante y perfecto has de empezar limpiándolo correctamente. Con el método de limpieza facial con aceite conseguirlas una piel limpia en profundidad, más hidrata y nutrida que con las limpiadoras tradicionales.

Existe la idea que los aceites naturales aumentan el nivel de oleosidad en las pieles grasas o que perjudican a la piel seca. En realidad, es todo lo contrario.

Los aceites vegetales contienen increíbles beneficios para todos los tipos de piel, siendo además muy fáciles de aplicar. En este artículo aprenderás los pasos más efectivos para hacer una limpieza facial perfecta con aceites naturales, eligiendo los más adecuados a tu tipo de piel. Incluso verás como puedes aumentar su eficacia.

El aceite de ricino y el aceite de oliva virgen extra son los más utilizados para cualquier limpieza facial casera, pero no te preocupes, ya hablaremos de esto más adelante.

¿Cómo Funcionan los Aceites Vegetales en la Limpieza Facial?

Los productos convencionales para la limpieza del rostro tienen dos inconvenientes fundamentales:

  1. Eliminan la grasa o aceite natural de nuestra piel que, además de lubricarla, sirve para protegerla, hidratarla y mantenerla sana.
  2. Tienen fragancias que irritan la piel.

Cuando eliminamos la grasa de nuestra piel, ésta compensa la falta de humedad creando más grasa.

A primera vista, podemos pensar que los aceites pueden dañar la piel o dejarla más grasienta de lo que queremos, pero en realidad complementan el aceite que nuestra piel produce naturalmente.

El método de limpieza con aceite parte de un concepto químico:

Lo que se disuelve es lo mismo. En nuestro caso, el aceite disuelve el aceite.

Nuestra piel produce grasa porque la necesita. Por ello, la mejor forma de mantener los aceites de la piel es limpiarla con otros aceites cuya composición sea similar: los Aceites Vegetales. Estos harán que la piel esté más hidratada y nutrida.

Es una opción económica muy útil para cuidar el cutis y mantenerlo saludable todos los días.

No obstante, para obtener los mejores resultados es vital saber qué tipo de piel tienes antes de aplicar cualquier limpieza facial casera con aceites.

El tipo de piel es determinado por la genética. Sin embargo, esto no excluye el hecho de que podemos cuidar nuestra piel hasta generar cambios considerables.

Identifica Tu Tipo de Piel

Existen cuatro tipos de piel:

Seca

Está constantemente perdiendo humedad debido a la falta de sebo, es decir, no tiene la capacidad suficiente para retener la humedad. Es una piel frágil y áspera, a veces escamosa, que se siente tensa, irritada y con picor.

Normal

Con este tipo de piel el cutis es suave y uniforme. Al tacto tiene muy poca sequedad o grasa.

Grasa

La piel grasa es el resultado de la sobre-segregación de lípidos o como también se le llama “seborrea”. Las características más comunes son la presencia de poros mucho más abiertos y brillantez, siendo por tanto propensa al acné.

Es importante tener en cuenta que la piel grasa también puede ser señal de estrés o desequilibrios hormonales, además del origen genético.

Mixta

Esta piel es conocida por mezclar tanto características de piel grasa como piel seca, por lo que la tez se ve desigual.

Normalmente se inclina más hacia las características de la piel grasa especialmente en el área de la zona T: frente, nariz y mentón. Las mejillas tienden a mantenerse secas o normales aunque con poros abiertos y en ocasiones con impurezas.

Limpieza Facial con Aceite- Tipo de Piel

Elige los Aceites para la Limpieza Facial de Aceite: Los Más Utilizados

Antes de aplicar el método de limpieza de aceite debes saber que necesitarás uno o dos aceites base o portadores parea así limpiar adecuadamente la piel. Es necesario elegir nuestro aceite y conocer sus beneficios.

La variedad es increíble y se adaptan a cualquier necesidad que tengas. A continuación vemos algunos de los mejores aceites para tu limpieza con aceite:

Aceite de Ricino

El aceite de ricino es naturalmente astringente, por lo que ayuda a eliminar las impurezas de la piel, siendo ideal para pieles mixtas o grasas.

No es recomendable aplicarlo directamente sin mezclar con otro aceite vegetal más adecuado al tipo de piel y que ayudará a prevenir la sequedad. Esto se debe a que el aceite de ricino elimina demasiada humedad de la piel.

Al hacer una mezcla de aceite se debe mezclar como mínimo al 50% con otro aceite vegetal. Si se usa en pequeñas cantidades es perfecto. El segundo aceite que elijas dependerá totalmente de tu tipo de piel.

Compra Aquí

Aceite de Coco

El aceite de coco es ideal para pieles secas, normales y maduras por su efecto es tonificante, se encarga de suavizar y proteger nuestro cutis de cualquier impureza.

Actúa como una mascarilla hidratante que previene infecciones en la piel al mantener la elastina y el colágeno más fuertes para que de esta manera sean menos sensibles a bacterias.

Si lo usas puro tu piel puede tardar un tiempo en adecuarse. Si notas la piel seca puedes mezclar con aceite de oliva en una proporción de 50/50.

Compra Aquí

Aceite de Almendras Dulces

El aceite de almendras es fantástico para pieles secas, normales, mixtas, sensibles y maduras.

Igual que el aceite de ricino, es uno de los aceites recomendados para tratar el acné debido a su alto contenido de ácidos grasos y vitamina E el cual es fundamental para la regeneración de tejidos.

Los componentes de la almendra son antimicrobianos, es decir, desinfectan la piel permitiendo la limpieza profunda de cualquier impureza.

Compra Aquí

Aceite de Jojoba

El aceite de jojoba todo tipo de pieles, especialmente propensa al acné, grasa, normal o sensible.

Este aceite ayuda a hidrata la piel equilibrando el pH de la misma. Combate el acné y previene la aparición de arrugas.

Compra Aquí

Aceite de Oliva Extra Virgen

El aceite de oliva es ideal para todo tipo de pieles ya que puede desde calmar picores a reparar cualquier daño en los tejidos.

Además, como otros aceites es rico en vitamina E lo cual combate el envejecimiento de la piel.

Compra Aquí

Aceite de Semilla de Uva

Rico en omega 6, puede ser utilizado para todo tipo de piel, principalmente para la piel mixta, grasa, con acné o sensible. Este aceite regenera y suaviza a la vez que evita la deshidratación.

También contiene vitamina E que permite la reparación y protección de nuestra piel.

Compra Aquí

Para más información sobre aceites base y cómo elegir lo más adecuados para tu tipo de piel, te pueden interesar:

Pasos Básicos para Cualquier Limpieza Facial con Aceite

Recuerda que el objetivo de esta limpieza facial casera es equilibrar la producción de grasa de nuestra piel, así que es considerada una limpieza profunda.

    1. Después de haber elegido el aceite, vierte la cantidad necesaria en tu mano. También puedes utilizar discos de algodón.
    2. Frota tus manos para calentar el aceite y luego masajea tu rostro comenzando por la frente hasta descender por los pómulos, labios y cuello. Es importante que los movimientos sean circulares y suaves para no irritar la piel.
    3. Si estás utilizando esta limpieza para retirar tu maquillaje, repite el procedimiento hasta que hayas limpiado todos los residuos de maquillaje de tus ojos y el resto de la cara.
    4. Masajea continuamente los poros de tu piel por unos minutos. Tómate tu tiempo.
    5. Después de aplicar el aceite, cubre tu rostro con una toallita suave humedecida en agua de templada a caliente por algunos minutos. De esta manera, hacemos un efecto vapor que permitirá que tus poros se abran y eliminen todas las impurezas.
    6. Una vez que la toallita se haya enfriado, limpia el aceite con cuido y sin frotar la piel.
    7. Vuelve a aclarar la toalla con agua caliente. Repite estos pasos de 2 a 3 veces.
    8. Para terminar, si lo deseas puedes tonificar tu piel con agua floral, como por ejemplo el agua de rosas.

Mezcla Personal para Tu Limpieza Facial de Aceite

Limpieza Facial con Aceite Mezcla Personal

Puedes aumentar la eficacia del método de limpieza facial mezclando los aceites que mencionamos anteriormente.

La mezcla de aceites vegetales más utilizada para la limpieza facial son el aceite de ricino y el aceite de oliva. Como ya te comenté anteriormente, el aceite de ricino no debe aplicarse puro y el porcentaje recomendable según el tipo de piel sería:

  • Piel grasa: 30% de aceite de ricino y 70% de aceite de oliva
  • Para piel mixta: 25% de aceite de ricino y 75% de aceite de oliva
  • Piel normal: 20% de aceite de ricino y 80% de aceite de oliva
  • En piel seca: 10% de aceite de ricino y 90% de aceite de oliva o cualquier otro aceite nutritivo. Si tienes la piel muy seca no agregues aceite de ricino y usa solo el aceite de oliva al 100%.

Aunque esta es la mezcla más habitual, si lo deseas puedes sustituir el aceite de ricino por aceite de avellanas que funciona igual de bien. Y el aceite de oliva por aceite de almendras dulces, de girasol, de jojoba, de coco o cualquier otro aceite.

Te animo a que experimentes creando tu propia mezcla usando un aceite base con cualquier otro aceite vegetal. Algunos de los aceites que podrías utilizar según el tipo de piel podrían ser, entre otros:

–  Para piel grasa: aceite de argán, rosa mosqueta, jojoba, semilla de uva, cártamo…
–  Piel mixta: aceite de rosa mosqueta, almendras, argán, coco,  …
–  En piel normal: aceite de jojoba , rosa mosqueta, almendra, semilla de uva, …
–  Piel seca: aceite de almendras, coco, aguacate, argán, rosa mosqueta, …

Ya has visto que el procedimiento es sencillo y no te debería quitar más de 15 minutos, pero puede que te preguntes ahora…

Qué Beneficios tiene la Limpieza Facial con Aceite

  • Es apto para cualquier tipo de piel.
  • Excelente limpiador y desmaquillante.
  • Ayuda a prevenir y eliminar el acné.
  • Restaura y respeta la grasa natural de la piel. Ésta nos protege de los daños medioambientales, la mantienen hidratada y ayuda a mantener en equilibrio el pH de la piel.
  • Humecta, nutre e ilumina la piel.
  • Previene las arrugas.
  • Libre de químicos.
  • Solo necesitarás uno o dos aceites portadores o base.

Y… ¿Tiene Alguna Desventaja?

Realmente no existen desventajas para para el uso de los aceites vegetales en la limpieza del rostro. Solo debes tener en cuenta que:

  • Tu piel necesitará un período de adaptación (de una o dos semanas).
  • En los primeros días puede secar la piel, por lo que tendrás que darle un extra de hidratación.
  • O puede que notes la piel grasa o con más brotes a medida que las impurezas salen de la piel.
  • Debes tener en consideración las mezclas que hagas con los aceites para que obtener los efectos que estás buscando. Tendrás que experimentar para encontrar la proporción perfecta.
  • Dependiendo de los aceites, el precio variará.

Añadiendo Aceites Esenciales… Con Precaución

Limpieza Facial con Aceite Aceites Esenciales

Los aceites esenciales y sus magníficas propiedades me encantan. No obstante, al ser altamente concentrados, y si no se usan con precaución y correctamente, pueden irritar la piel, quemarla, generar sensibilización, etc. Es por ello, que al principio no te recomiendo añadirlos a tu mezcla de aceites de limpieza.

Lo adecuado es empezar despacio para que encuentres tu mezcla perfecta de aceites, sobre todo si estás tratando alguna afección concreta de la piel.  Tienes que aprender a conocer tu piel y a saber que necesita.

Después, puedes mejorar el método de limpieza facial con aceite agregando tu aceite esencial favorito a la mezcla de aceites que estés utilizando.

Los aceites vegetales actúan como una “base” para nuestra limpieza facial casera eliminando de manera efectiva las impurezas y las bacterias de los poros. Pero también, a través de ellos podemos diluir nuestros aceites esenciales. Normalmente tan solo se necesita una gota por cucharadita (5 ml) para que sean efectivos.

Los aceites esenciales son muy concentrados por lo SIEMPRE hay que diluirlos

Si tienes la piel sensible o reactiva no añadas aceites esenciales hasta que tu piel se haya adaptado y equilibrado a este método de limpieza.

Si vas a estar expuesta directamente al sol nunca uses aceites cítricos o cualquier otro aceite esencial fototóxico o fotosensible.

Algunos aceites esenciales que puedes considerar para la limpieza de aceite y en función del tipo de piel son:

  • Seca: aceite de lavanda, manzanilla alemana, madera de cedro, rosa, de romero
  • Grasa: aceite de ciprés, lavanda, incienso, limón (éste solo por la noche), geranio …
  • Normal: aceite de incienso, neroli, manzanilla alemana, rosa, lavanda …
  • Mixta: aceite de lavanda,incienso, manzanilla alemana,lavanda, rosa …
  • Con acné:  aceite de árbol de té, hierba de limón,geranio, menta, helichrysum, romero …

Las combinaciones de aceites esenciales son infinitas y en general todos son antibacterianos, antimicrobianos, antifúngicos, y simplemente beneficiosos para la piel.

Con Qué Frecuencia Aplicar la Limpieza Facial con Aceite

Como has visto, la limpieza facial casera es útil para todo tipo de piel y algunos aceites son específicos para ciertas condiciones en la piel, pero ¿con qué frecuencia se debería aplicar?

  • Para la piel grasa se recomienda utilizar una vez por semana.
  • En las pieles normales o mixtas se recomienda aplicar esta limpieza máximo 3 veces por semana.
  • Finalmente, para pieles secas se puede aplicar cada dos días o como rutina diaria.

En cualquier caso, no debes aplicar el método de limpieza de aceite más de una vez al día. Lo recomendable, y así lo hago yo, es realizar esta rutina antes de acostarte y así dormir con la piel bien limpia.

Por la mañana no es necesario hacer otra limpieza profunda. Solo necesitarás limpiar tu rostro con una toallita humedecida con agua tibia, aplicar agua floral de tu preferencia o, incluso, aclarar con el agua de la ducha.

Consideraciones Finales

Recuerda que esta rutina de limpieza facial deberías realizarla ser siempre antes de dormir. Sin embargo, algunos días puedes variar y realizarla por las mañanas.

Cuando empiezas a aplicarte la limpieza facial casera, tu piel tomará un corto periodo de tiempo para adaptarse a los nuevos componentes. Por ello, te insto a tener paciencia y perseverancia. Dentro de muy poco tiempo tendrás tu recompensa, ¡tu piel lo vale!.

Como he dicho, al empezar con esta limpieza puede que notes una mayor producción de sebo. Esto se debe a que los poros se han abierto y se están limpiando. Estos efectos no debería durar más de una semana o dos como máximo, hasta que la piel alcance su equilibrio natural.

Si notas la piel seca y estás usando aceite de ricino en tu mezcla, reduce su proporción. Lo mejor es comenzar de menos a más hasta que encuentres tu mezcla perfecta.

Asegúrate de que los aceites vegetales que elijas sean siempre 100% puros y orgánicos o ecológicos, sin refinar y prensados en frío.

Si añades aceites esenciales deben ser de buena calidad. No olvides leer detenidamente la etiqueta de estos aceites, seguir las recomendaciones del fabricante y que éste sea de confianza o renombre.

Guarda siempre los aceites naturales en un lugar seco, alejado de la luz y del calor.

¡Si te ha gustado este artículo, por favor compártelo. Guarda ESTE PIN en tu tablero de Cuidados Faciales de Pinterest y consúltalo en cualquier momento! :)

Aplica la limpieza facial con aceites naturales en tu rostro. Consigue una piel limpia en profundidad, brillante y perfecta. Y vale para todo tipo de piel.

Referencias

Acne.org  Science. Support. Solutions.

Tisserand Institute. “How to Use Essential Oils Safely“

Foto de Mano creado por freepik – www.freepik.es

¡Compartir es bueno!