Más allá de la inhalación ocasional para aliviar un dolor de cabeza o para obtener un estímulo rápido de energía, muchas personas desconocen otras formas de uso de los aceites esenciales. Quizá hayas acumulado una gran colección de estos poderosos concentrados pero no sabes muy bien cómo utilizarlos todos los días.

En este artículo te voy a mostrar las mejores maneras de usar los aceites esenciales en tu rutina diaria. Ya sea porque quieres vencer el cansancio, reducir la tensión, mejorar la concentración o usarlos en algún tratamiento de belleza, sigue leyendo para aprovechar al máximo estos potentes óleos con las 5 formas de utilizar los aceites esenciales a diario.

Las 5 Maneras de Usar Aceites Esenciales Todos los Días

Difusión

Difundir los aceites por la mañana es una excelente manera de comenzar el día con la actitud correcta.

A lo largo de la jornada trata de usar aceites que te estimulen para el trabajo o el estudio, o aceites energizantes si necesitas un aumento de energía.

Intenta usar aceites relajantes y sedantes a la hora de dormir.

Puedes hacer un simple difusor casero mezclando 1/4 taza de agua con 1/4 taza de vodka y 20 gotas de tus aceites esenciales favoritos. Después pon la mezcla en una botellita de vidrio bien limpia (alguna que tengas por casa para reciclar) e introduce unas brochetas de bambú como éstas o unas ramas secas.

También puedes comprar un difusor como éste que cubre un área mayor.

Si quieres difundir aceites esenciales puedes probar con los siguientes:

Aceites Estimulantes

Menta, eucalipto, pomelo, romero y albahaca.

Aceites Energizantes

Limón, bergamota, geranio y menta.

Aceites Relajantes

Lavanda, manzanilla romana, limón, geranio y ylang ylang.

Aceites Calmantes

Lavanda, ylang ylang, geranio, vetiver e incienso.

Inhalación

Ésta es la forma más conocida y utilizada en el uso de aceites esenciales.

Antes utilizar este método despeja tu mente y después inhala directamente de una botella abierta o aplica unas gotas en un pañuelo y ponlo en un bolsillo.

También puedes preparar un inhalador de aceite esencial que son muy prácticos. Lo puedes comprar aquí.

Durante el día puedes inhalar lo que sea necesario.

Masajes

Si vas a algún centro de masajes puedes llevarte el aceite esencial a tu próximo masaje o darte un masaje en casa para aliviar la tensión, activar la circulación o incluso tratar la celulitis.

Si quieres hacer tu propio aceite de masaje añade de 15 a 20 gotas de aceite esencial diluido en 1/2 taza de aceite base. Empieza masajeando los pies ya que permite que los aceites entren rápidamente en el torrente sanguíneo.

ESTOS ARTÍCULOS SEGURAMENTE TE INTERESEN

Baños

Agrega de 2 a 5 gotas de aceite esencial a un aceite base o portador, mezcla bien y agrégalo al agua de la bañera una vez que esté llena para evitar que los aromas de la aromaterapia se evaporen antes de que entres. También puedes añadir la mezcla de aceites a sales de Epsom como éstas que son una gran fuente de magnesio y se absorbe por la piel mientras te bañas.

Los beneficios de aromaterapia dependerán de la combinación de aceites y pueden ayudar en la relajación, disfrutar de un mejor sueño, despejar la mente, rejuvenecer e incluso aliviar la congestión nasal.

Puedes probar con estas mezclas de aromaterapia para tu baño:

Mejora tu respiración

Mezcla aceite de eucalipto y de  menta.

Relajarte

Combina aceite de lavanda y de bergamota.

Para despejar tu mente

Usa aceite de limón y de romero.

Equilibrio

Añade aceite de árbol de té, de salvia romana yde  menta.

Calmante

Agrega aceite de lavanda, de rosa de damasco y de geranio.

Dolor muscular

Combina aceite de enebro, de lavanda  y de mejorana.

Energizante

Prueba con aceite de romero, de naranja dulce y de limón.

Para reducir el estrés

Mezcla aceite madera de cedro, de naranjas dulces, de clavo y de  limón.

En los baños con aceites esenciales debes evitar usar canela, casia, orégano, gaulteria y limoncillo ya que pueden irritar la piel sensible.

Uso Tópico

En la piel, los lugares más comunes para aplicar los aceites son las plantas de los pies, el pecho, la sien y los puntos de pulso. Una vez que ya dominas el uso de los aceites en estos puntos, puedes probar en diferentes partes de tu cuerpo que se alinean con dolencias, dolores y malestares específicos.

Para este fin, mezcla de 5 a 10 gotas de tu aceite esencial con un aceite base como el aceite de jojoba (compra aquí), el aceite de oliva (compra aquí) o el aceite de almendras (compra aquí).

Nunca apliques un aceite esencial directamente sobre tu piel.

No todos los aceites o marcas de aceites esenciales son seguros de aplicar de forma tópica. Antes de usar cualquier aceite esencial en tu piel, lee bien la etiqueta o consulta con el fabricante para ver si es seguro utilizarlo de esa manera.

A continuación te doy una guía para saber qué aceites esenciales puedes usar y dónde según la dolencia a tratar:

Nuca y sienes

Aceite de lavanda, albahaca y menta para náuseas, mareos, insomnio y dolores de cabeza. El aceite de menta también se usa aquí para el estrés.

Fuera de los oídos

Aceite de lavanda y albahaca para el dolor de oídos.

Aceite esencial de enebro para el tinnitus o acúfeno.

Detrás de las orejas

Aceite de lavanda y manzanilla romana para el insomnio.

Aceite de menta, eucalipto y limón para los dolores de cabeza, mareos, ansiedad y cansancio.

Hombros

Aceite de ylang ylang, clavo y gaulteria para el dolor de hombros y articulaciones.

Pecho

Aceite de menta, eucalipto y limón para tratar la congestión del pecho, tos, bronquitis y asma.

En el corazón

Aceite de ylang ylang ylang y bergamota para la depresión y el estrés.

Abdomen

Aceite de salvia romana para calambres menstruales.

Aceite de menta, jengibre e hinojo para problemas digestivos y náuseas.

Muñecas

Aceite de vetiver, albahaca y limoncillo para el síndrome del túnel carpiano.

Talones

Aceite de salvia romana para el aparato reproductor.

Planta del pie

Aceite de menta, eucalipto y limón para problemas respiratorios.

Aceite de ylang ylang ylang y bergamota para el estrés.

Arco del pie

Aceite de pomelo, enebro y limoncillo para el colon, vejiga e hígado.

Parte inferior del dedo gordo del pie

Aceite de menta, de romero y de lavanda para los dolores de cabeza.

Consejos Sobre el Uso de Aceites Esenciales

Los aceites esenciales son extremadamente concentrados y hay que usarlos con precaución.

Siempre consulta con tu médico sobre el uso de aceites esenciales para ciertos problemas de salud, de forma que tengas la certeza de que es seguro para ti.

Si aplicas los aceites esenciales sobre la piel debes diluirlos siempre con un aceite portador y, antes de usarlos por primera vez, debes hacer una prueba de parche para ver si se produce enrojecimiento o alguna irritación.

Nunca utilices aceites esenciales en el conducto auditivo externo, cerca de los ojos, en las mucosas o en los genitales.

Los aceites cítricos y ciertos aceites esenciales son fotosensibles y pueden aumentar la sensibilidad al sol. Si los utilizas en la piel evita el sol durante al menos 12 horas después de la aplicación.

Solo debes usar aceites esenciales de calidad que sean 100% puros y orgánicos o ecológicos. Todos los aceites que he mencionado en el artículo lo puedes comprar en Amazon.

¡Si te ha gustado este artículo, por favor compártelo. Guarda ESTE PIN en tu tablero de Aceites Esenciales de Pinterest y consúltalo en cualquier momento! :)

Maneras de Usar los Aceites Esenciales todos los Días: Difusión, Inhalación, Masajes, Baños y Uso Tópico

¡Compartir es bueno!